SANAR MORELOS.

RECONSTRUCCIÓN SÍ, PERO INTEGRAL.

El desastre que vivimos el 19S del 2017, nos puso de cara a la reconstrucción. Las comunidades, gracias a la solidaridad de miles, fueron abastecidas de víveres y de elementos de primera necesidad durante los primeros días. Nos tocó emprender el largo y fatigoso proceso de la reconstrucción. Por supuesto que un tema primordial es el de la vivienda, pues cerca de 20,000 viviendas fueron sido afectadas. Levantarlas de nuevo o repararlas es un imperativo que tenemos como sociedad. Tuvimos que hacerlo de la mano de las personas afectadas y atendiendo a la condición cultural de cada comunidad. De igual manera con estándares de construcción que permitan prevenir nuevas tragedias. Este proceso nos llevo a detonar un movimiento de solidaridad entre los afectados y de la comunidad con los mismos.
La mirada, sin embargo, debe dirigirse al menos a varios ámbitos más. Pensamos en el ingreso de las familias y las opciones productivas que ellos tenían. Una nueva economía de solidaridad puede comenzar a gestarse en las comunidades rurales. Por otro lado debemos atender nuestro patrimonio cultural. Cientos de Iglesias, Templos y Capillas, junto con mas de una decena de nuestros conventos del s.XVI fueron dañados. Más allá de su importancia religiosa, estas edificaciones dan sentido de pertenencia e identidad a nuestros pueblos…
José Antonio Sandoval Tajonar.

Facebook Comments